domingo

La piedra Rosetta


Muchos tal vez hayáis oído hablar de ella y no sepáis que es y que importancia tiene en los vestigios de la historia, sobre todo la egipcia.

Fue descubierta el 15 de julio de 1799 en Rashid pueblo egipcio del delta del Nilo al que los franceses llamaban Rosetta, cuando las tropas capitaneadas por Napoleón Bonaparte se encontraban en guerra contra las de Gran Bretaña, en las tierras de Egipto.
La piedra fue llevada a El Cairo donde se hicieron copias para que todos los especialistas y científicos de toda Europa pudiesen estudiarla, el original iba a ser llevado a Francia, pero la confiscaron los ingleses y desde el 1802 se exhibe en el museo británico de Londres. En el museo del Cairo existe una copia, lo que es ciertamente curioso y sintomático del expolio al que han sido sometidos algunos países en sus bienes culturales.

La piedra es una estela de granito negro, mide 1 metro de largo, pesa 760 kilos y esta fechada en el 196 a. de C.
En ella hay tres inscripciones diferentes; jeroglífico, demótica (egipcio mas simple) y griego.

Con estos textos en griego muchos estudiaron la piedra y quisieron descifrarla pero fue el francés Jean-François Champollion quien tras más de 10 años de investigación al final lo consiguió.

Gracias a este descubrimiento se abrió una puerta al mundo para leer y comprender los jeroglíficos y así dar a conocer el misterio del antiguo Egipto que incuso hoy en día levanta pasiones por sus misterios.

• Es curioso la de veces que llega uno a oír mencionar objetos como la piedra Rosetta, tan importantes para el desarrollo humano. Imaginad, sin ella aun no sabríamos que significan los distintos signos que forman la lengua egipcia. Bien, pues llega el momento de plantarse frente a ella, si ahí está ,la piedra Rosetta, encerrada dentro de una urna sucísima debido a la cantidad enorme de visitantes que expulsan sus vahos sobre ella a lo largo del día. ¿Gracioso verdad? Pues realmente es importantísima debido a lo complejo de esa lengua, que creo es digna de superdotados; mas de 5000 signos la forman, con sus variantes según contexto en la frase, tan compleja como que puede escribirse de derecha a izquierda, de arriba a abajo y viceversa, según convenga al escriba. En fin, los ingleses nunca han dado muestras de ser tontos y sabían qué le estaban quitando a los franceses........ y yo añadiría que más bien se lo quitaban a los egipcios.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Estudiando historia de la arquitectura quedé totalmente impresionada con esta piedra, el verano pasado fui a Egipto y me compré una réplica :D

Anque mejor que la conserven en Londres que no en Egipto donde le das al guardia 1€ y te hace un tour con fotos incluidas en las zonas restringidas por detrás de las vallitas éstas de cuerda (experiencia propia).