viernes

Tiempos de lucha (otros tiempos)




LE TEMPS DES CERISES

Quand nous chanterons le temps des cerises
Et gai rossignol et merle moqueur
Seront tous en fête
Les belles auront la folie en tête
Et les amoureux du soleil au cœur
Quand nous chanterons le temps des cerises
Sifflera bien mieux le merle moqueur

Mais il est bien court le temps des cerises
Où l'on s'en va deux cueillir en rêvant
Des pendants d'oreilles
Cerises d'amour aux robes pareilles
Tombant sous la feuille en gouttes de sang
Mais il est bien court le temps des cerises
Pendants de corail qu'on cueille en rêvant

Quand vous en serez au temps des cerises
Si vous avez peur des chagrins d'amour
Evitez les belles
Moi qui ne crains pas les peines cruelles
Je ne vivrai pas sans souffrir un jour
Quand vous en serez au temps des cerises
Vous aurez aussi des peines d'amour

J'aimerai toujours le temps des cerises
C'est de ce temps-là que je garde au cœur
Une plaie ouverte
Et Dame Fortune, en m'étant offerte
Ne saura jamais calmer ma douleur
J'aimerai toujours le temps des cerises
Et le souvenir que je garde au cœur

Le Temps des cerises est une chanson de 1866, paroles de Jean-Baptiste Clément, musique d'Antoine Renard


EL TIEMPO DE LAS CEREZAS




Cuando estemos en el tiempo de las cerezas
El alegre ruiseñor y el mirlo burlón estarán de fiesta.
Mujeres hermosas tendrán la locura en la cabeza
Y los enamorados, sol en el corazón.

Cuando cantemos en el tiempo de las cerezas
Silbará aún mejor el mirlo burlón.
Pero es muy corto el tiempo de las cerezas
Cuando vamos los dos a cortar, soñando,
Pendientes para las orejas

Cerezas de amor iguales que rosas
Que caen bajo el follaje como gotas de sangre ..
Pero es muy corto el tiempo de las cerezas,
Pendientes de coral que se cortan soñando.

Cuando estéis en el tiempo de las cerezas,
Si acaso teméis las penas de amor,
Evitad a las hermosas mujeres.
Yo, que no les temo a los grandes dolores,
No viviré ya un día sin sufrir ..

Cuando estéis en el tiempo de las cerezas,
Vosotros también penareis de amor.
Por siempre amaré el tiempo de las cerezas.
Es de ese tiempo del que guardo en el corazón
Una herida abierta.

Y aunque se me ofreciera la dama Fortuna,
No podría jamás calmar el dolor.
Por siempre amaré el tiempo de las cerezas,
Y el recuerdo que guardo en el corazón.

5 comentarios:

Amadeus dijo...

Es la canción de la libertad, del coraje en la lucha y también la expresión de la alegría, del tiempo del amor…
Aunque fue escrita anteriormente, su autor la dedico a una enfermera fallecida durante la Comuna de Paris. Junto con la “Butte rouge” es una de mis canciones preferidas del repertorio revolucionario francés.
Gracias y besos

Rosg dijo...

Compartimos el gusto por esa canción, no sólo la música, sino principalmente el precioso poema.

Besos.

ababoll dijo...

Hacía tiempo que no me pasaba por aquí . Ya me puse al día!.
besos.
eme.

Alicia dijo...

Tu blog es perfecto.
Me e pasado a devolver el comentario, perdón por la tardanza.
Muchos besos.

Albert Lázaro-Tinaut dijo...

Una bella canción que no sólo hizo historia en Francia, sino que se ha convertido en un himno por las libertades y contra las injusticias. Un placer encontrarla en tu blog.
Saludos cordiales.