viernes

VOLVER




Pienso en esa película, que seguro todos conoceis, que comenzaba con la frase: yo tenía una granja en Africa, o algo así. En mi caso se trata de : yo tengo un nietito con el que acabo de pasar unos cuantos dias en el pueblo. Esto parece una tontería; pero es tambien verdad que no hay nada mejor para hacer en el mundo que el pequeño gran placer de disfrutar de la compañía de los niños.

Cada mañana hemos mirado juntos el cielo por la mañana, hemos esperado con ilusion a que salga un poco el sol, a que no llueva y no haga demasiado frío, para poder ir a la plaza a buscar a los demás niños, con un balon de reglamento en la mano y la ilusión de jugar un buen partido de futbol y poder meter muchos goles en la porteria contraria (uno de los bancos de parque). Hemos leido cuentos cuando el clima se volvia canalla y no nos dejaba salir, me ha hecho trampas jugando a la brisca (de quien habrá aprendido jejeje ...), y hemos hecho batallas con la Nintendo (la suya y la mía) a ese juego de Mario Gros y Luiggi. Me ha contado chistes (algunos un poco marrones) y hemos llegado a la conclusion de que las matemáticas son lo suyo en el Cole.

Después de todo tengo mucho que aprender de él. Es una caja pequeña de sorpresas y sabiduria. Pero sobre todo es un regalo para el corazón. Es imposible no llenarse de ternura cuando está cerca, posibilidad esta tan importante cuando parece que el mundo se olvida de ella.

¿Cómo explicarle a un niño inocente por qué un hombre cuelga de una cruz llena su cara de sangre y con una corona de espinas en la cabeza? ... y qué le digo sobre los seres misteriosos y tétricos que caminan cerca con esos ropajes extraños, descalzos y con velas encendidas?. Hemos hablado de Jesus, nacido en un portal entre una mula y un asno ... del amor, de la bondad, de la sinceridad y la satisfaccion de hacer las cosas lo mejor posible por que eso nos hace felices. Pero como explicarle tan pronto la otra cara de los hombres ....

Cuando volviamos de regreso comentabamos la felicidad de poder disfrutar de estos dias juntos; luego nos veremos a menudo, pero siempre tendremos prisa, sobre todo él, por que por pequeño que sea ya tiene el tiempo medido por clases, deportes, deberes y otras cosas similares. Convivir es dedicarse tiempo, pensamientos, juegos y pequeños detalles. Dentro de poco será ya mayor ... seguirá siendo mi niño .... pero yo no seré yo ... y el tampoco será él. Me refiero a este inocente niño al que quiero tanto y esta mujer madura que aún sueña.

Rosg\zb

2 comentarios:

ababoll dijo...

Bienvenida niña.

Rosg dijo...

Eme .... gracias ... mmmmm ... un besote. ¿Qué tal estás?